Un Cigarro


Imagen

Mientras el THC recorría cada milésima de su cerebro, Valentina imaginaba cómo la gente podía caminar entre sombras, con infinidad de transmutación, sus días eran siempre iguales, la monotonía le llevaba a pensar en el suicidio, cerraba los ojos y sentía no estar allí, gigantescas dudas atravesaban su alma, no se explicaba cómo la gente caminaba con tanto egoísmo, aparentar estar bien cuando en lo más profundo de su corazón muchas personas se sentían igual que ella; Miraba el horizonte y nada le conformaba, sólo quería salir de su propio existir, quería cambiar su universo, quería arrancarse la piel.
Esos deseos eran casi habitual en ella, cuando fumaba empezaba a preguntarse cosas extrañas, por supuesto que le generaba placer pero al mismo tiempo sembraba en su corazón algo de existencialismo.
Agitaba su cabeza al ritmo de una canción que sonaba como si aquello le vislumbrara un poco de cordura, el tipo que la acompañaba hablaba estupideces, cosa que a Valentina le molestaba demasiado, su energía estancada se convertía en imaginación; Que los demás hagan su jolgorio como les plazca -Pensaba- yo ya tengo el mío.
Aquel atardecer inundado de humo, le hizo comprender que quería cambiar, quería desnudarse y danzar, hacer el amor sin prisa, con ganas, quería cumplir aquellos deseos frustrados, que no pudieron ser, pero sabía que cuando se terminara el cigarro todo volvería a la normalidad y esos deseos seguirían siendo frustraciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s